• Luis Pérez Purroy

EL FUTURO DE LA PRESIDENCIA ESTADOUNIDENSE


Tras los accidentes del actual presidente de Estados Unidos, Joe Biden, el fantasma de la sustitución del presidente ronda por la cabeza de todos los estadounidenses. ¿Podría ser Kamala Harris la primera presidenta de los Estados Unidos? Y si lo fuera ¿Cuáles son los procedimientos para destituir a un presidente de su cargo?




LUIS PÉREZ PURROY - Área Legal de Business and Investment Club

MADRID, ESPAÑA - Lunes,17 de MAYO de 2021, 19:10h.



El día 20 de Enero del 2021, Joe Biden, con 78 años, es investido como el presidente 46º de los Estados Unidos de América, marcando un récord por ser la persona con más edad elegida para el cargo. No es ningún secreto que a partir de cierta edad los seres humanos no somos como un buen vino. Si bien es cierto que con el paso de las décadas ganamos experiencia y sabiduría, cuando pasamos una determinada barrera nuestra mente y cuerpo no se vuelven más ágiles, sino más bien lo contrario. Las últimas noticias del otro lado del charco nos informan precisamente de esto. Hace relativamente poco, Joe Biden se tropezó subiendo las escaleras del Air force one, un accidente que dio la vuelta al mundo. Sin embargo, este “tropiezo presidencial” no tendría ninguna importancia si fuese un hecho aislado, al fin y al cabo, todos nos hemos tropezado por las escaleras, independientemente de nuestra edad.

Pero debemos destacar que la salud del actual presidente ha sido un tema de conversación recurrente en los medios de todas las ideologías. El actual médico de cabecera de Biden, Kevin O´Connor, asegura que el presidente se encuentra en plenas capacidades para ejercer el cargo. Estas declaraciones chocan con las palabras de Ronny L. Jackson, antiguo doctor de la Casa Blanca, que manifestó su preocupación por el comportamiento del presidente en campaña, alegando que estaba prácticamente seguro de que este no estaba en condiciones para servir como comandante jefe. Estos acontecimientos ponen, inevitablemente, el foco en la actual vicepresidenta, Kamala Harris, una mujer joven y en la cúspide de su carrera política.

La actual vicepresidenta podría llegar a alcanzar la presidencia mediante las opciones que se explican a continuación.


RENUNCIA Y SUSTITUCIÓN

Los primeros procesos, y los más fáciles de entender, son la sustitución por muerte y renuncia al puesto. A lo largo de la historia de los Estados Unidos de América ha habido varios sucesos que han desencadenado la renuncia del presidente y posterior sustitución por su vicepresidente como fue la renuncia de Nixon por las corruptelas del caso Watergate. También existen ejemplos de sustitución por muerte como sucedió tras el asesinato de Joseph Kennedy 1963 A pesar, de que ambos casos son diferentes, el procedimiento es el mismo, la sustitución inmediata del presidente por su vicepresidente siguiendo el procedimiento explicado en el art.25 de la Constitución Estadounidense. Según lo establecido en esta enmienda, el vicepresidente es el primero en la línea sucesora del presidente, lo que provoca que en caso de muerte, resigne sea apartado del puesto este tome inmediatamente su cargo tras realizar el juramento. Por lo tanto, en el caso de que Biden muriese o el mismo se viese incapacitado para ejercer el cargo (lo que parece más probable) Kamala sería de forma directa la nueva presidenta de los Estados Unidos. Estos procedimientos son de sentido común. No hace falta ninguna base jurídica para conocerlos. No obstante, los siguientes sí son más complicados y polémicos.


DESTITUCIÓN E IMPEACHMENT

Pongámonos en el caso de que Biden no quisiera resignar al cargo. En este caso, habría varias opciones; La primera, de nuevo, nos remite a la enmienda 25, siendo la más polémica de todas ellas y seguramente la preferida de muchos amantes de las teorías conspiranoicas. En este caso, sería el propio gabinete del presidente el que debido a su situación de incapacidad iniciaría el proceso que acabaría destituyéndole del cargo. Este procedimiento aunque radical, es sorprendentemente sencillo. Bastaría con que el vicepresidente y la mayoría del comité presidencial declarasen que el presidente no está en plenas facultades para realizar los deberes propios a su cargo. Esta declaración se enviaría al presidente de la Cámara de Representantes y al presidente pro tempore del Senado. Con estos simples trámites Kamala Harris se convertiría en la primera presidenta de los Estados Unidos.

La segunda posibilidad para destituir a Biden es el ya conocido impeachement. Este procedimiento alcanzó una gran popularidad con el anterior presidente, Donald Trump. Durante sus cuatro años de mandato, Trump fue sometido a dos impeachment. El primero, se dio debido a que presuntamente el anterior presidente había forzado a los servicios de inteligencia nacionales para que investigaran los negocios que el actual presidente - y protagonista del artículo, Joe Biden- tenía en Ucrania. El segundo intento, se dio tras el famoso bochorno del asalto al capitolio que se llevó la vida de 5 personas, protagonizando una de las mayores vergüenzas de la historia americana contemporánea. Ambos impeachment, fracasaron debido a la falta de apoyos del partido republicano en la cámara de representantes. ¿Podría este procedimiento funcionar con él actual presidente? Lo más probable es que no. Las posibilidades de que los miembros de un partido voten a favor del impeachment de su propio presidente son muy bajas y se necesita dos tercios de la cámara de representantes para que esto funcione.


Como hemos visto los procedimientos para acabar con la presidencia de Biden son sencillos. Sin embargo, el coste mediático que suponen la mayoría de ellos derivaría en graves altercados. Los medios internacionales se ensañarían con la imagen de un país ya dañado y que “supuestamente” quiere limpiar el mal sabor de boca que dejó la salida del anterior presidente. Considero, que lo más probable es que en cuanto el Sr. Biden no se vea capacitado para el puesto o sus consejeros más cercanos lo vean en apuros, éstos se apresuren a realizar una transición tranquila y sin conflicto alguno. Biden sería persuadido para dejar el cargo y Kamala se convertiría en la primera mujer presidente de los Estados Unidos de América.


¡Muchas gracias por leernos!




Sigue a BIC en redes sociales para no perderte nuestro contenido:

Canal de Youtube: BIC URJC -https://www.youtube.com/channel/UCwS0kc1eEnCd9nCR4wjKh9Q

Instagram: @bicurjc

Correo electrónico: bicurjc@gmail.com

¡También tenemos LinkedIn!

9 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo